domingo, 15 de julio de 2012

Bizcocho red velvet de remolacha "14 de julio"


Ayer fue el Día Nacional de Francia y, aunque yo no soy patriótica, pensé que sería una buena ocasión para hacer mi primer layer cake con esta temática.
Además, llevaba un tiempo queriendo probar el bizcocho red velvet de remolacha sin colorante, de modo que fue el que usé para esta tarta.

Este bizcocho está delicioso... Esponjoso, tierno, suave, ¡buenísimo!
De "red" tiene poco, sale de un color marrón rojizo y se nota pero lo que se dice "red", como que no...
No fue una sorpresa porque ya había leído en la red que la masa perdía su color rojo con la cocción pero aún así, me pareció precioso. ¡Y rico, que es lo que importa!

El frosting no me salió como quería (salió muy líquido y el rojo salió rosa...) pero al final adapté la decoración a ello y no salió tan mal.
Hubiera querido hacer formas con el frosting pero no pudo ser así que, al final, así quedó:


Como era mi primer layer cake, me imagino que es normal que no haya salido como quisiera. Me dio un poco de pena no haber podido decorarla según lo que tenía en mente pero me doy por satisfecha, porque de sabor, la recomiendo al 100%.
Incluso el bizcocho solo, está buenísimo.

Probadlo, ¡lo repetiréis!

Ingredientes:
Para el bizcocho*:
1 remolacha cocida (250 g aprox.)
150 ml de leche
300 g de harina
1 pizca de sal
2 cc de bicarbonato
300 g de azúcar moreno
50 g de cacao puro sin azúcar
120 g de mantequilla fundida
4 huevos
2 cs de miel
3 cc de azúcar avainillado (1 bolsita)

*Mi molde es rectangular y grande de modo que horneé un solo bizcocho que corté en dos para hacer el layer cake.

Para el frosting:
500 ml de nata para montar
1 caja de queso de untar (no light) (200 g)
200 g de azúcar glace

Receta:
Precalienta el horno a 180 ºC.
Engrasa el molde con mantequilla.
En la batidora, pon la remolacha cortada en dados con la leche y tritura.
Agrega el resto de ingredientes líquidos y luego sólidos y tritura hasta integrar todo perfectamente.
Vuelca en el molde y hornea unos 45 minutos aproximadamente (según veas que está hecho, clavando un palillo o a ojo).

Una vez totalmente frío, puedes preparar el frosting.
El que hice no salió bien pero os pongo como lo hice por si os gusta así más líquido.
Monta la nata con casi todo el azúcar glace tamisado. Reserva en el frigo.
Bate el queso de untar con el resto de azúcar glace.
Mezcla la nata y el queso y deja en el frigo una hora antes de montar la tarta.

Prepara las dos capas de tarta a la misma medida.
Tengo un cortador de hilo metálico del IKEA que te deja el bizcocho igualado, es genial. 
Extiende una capa de frosting encima de una de las tartas y dispón otra tarta encima.
Cubre la tarta por completo con frosting. Deja en el frigo una hora y luego, cubre con otra capa de frosting.

Divide el resto del frosting en tres partes.
Tiñe una de azul, otra de rojo y deja la última igual.
Haz dos marcas en la tarta midiendo tres tercios para delimitar las tres bandas de la bandera.
Colorea con cada parte de frosting y deja en el frigo al menos otra hora antes de consumir.

Mirad qué corte... :-)


Si me supiera la letra de la Marsellesa, os dejaba cantándola pero me sé dos frases, ¡jaja!
Es lo que tiene tener un himno con letra larguísimo, 
¡que nadie se lo sabe! :-D

En fin, mejor os dejo con un abrazo y mucho ánimo para la semana que viene, que hace más falta.
A ver si llegan ya las vacaciones, que se me está haciendo eterno...
¡Besos a tod@s!


26 comentarios :

  1. Te quedó estupendo y con un corte magífico.La remolacha le da una frescura y un sabor a los bizcochos que hay que probar, qué bueno!!!
    Qué ganitas tenemos todos de vacaciones, deseandito ¿verdad?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sííííí, qué ganas...
      Lo de la remolacha, es cierto, es ideal. Queda tierno y blandito, ¡genial!
      Un beso, Mary!

      Eliminar
  2. Me ha gustado mucho, se ve una bandera muy linda además está para comérsela, jeje, tú primer layer cake te ha quedado muy vistoso y muy jugoso, supongo que disfrutaste del día, feliz semana. Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, no lo disfruté más que otro día pero la tarta sí que la he disfrutado!
      Gracias, Caty! Un besito!

      Eliminar
  3. Aurélie, te quedo perfecto y estupendo para festejar el día nacional de Francia. El ser patriota por un día puede ser la excusa perfecta para disfrutar de esta delicia jeje. Me ha encantado la idea de la remolocha así que tomo buena nota de ella, Besicos preciosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Verás que rico, les ha encantado y sorprendido a todos!
      Besitos, María!

      Eliminar
  4. Qué buena pinta tiene Aurélie!!! Me lo anoto, porque además por lo que dices queda bien jugoso. Una celebración perfecta.

    Un besito,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, muy jugosa. Cuando la pruebes, verás, estoy segura de que te va a gustar... Besitos!

      Eliminar
  5. Yo cuando hice la Red Velvet, la hice con colorante, pero me gusta mucho la versión con remolacha, aunque no quede tan rojita!!
    Es una tarta deliciosa, con un frosting espectacular.
    Creo que te quedó un poco líquido porque te faltó añadir más queso y menos nata, no?? yo al menos lo hago así y queda con una textura perfecta.
    Aunque no te preocupes porque aún así te quedó espectacular!!
    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, era demasiada nata pero bueno, salió muy rico! :-)
      Gracias, Mabel! Un beso!

      Eliminar
  6. Mmmm!! Liberté, égalité, fraternité!! jeje. Vaya pintaza!! Y el banderín me suena ;)

    Besitos, guapa!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Jajajaaa, sabía que lo ibas a reconocer! ;-)
      Una pena que no estuvieras en la ofi esta mañana para probarlo...
      Besitos, Olguis!

      Eliminar
  7. Muy original con la remolacha.. muy rico!! Bss

    ResponderEliminar
  8. Habrá que probarlo con remolacha, da igual que no sea rojo rojo, el corte es estupendo y se ve una miga bien rica al bizcocho¡ Un fuerte abrazo, Teresa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, hoy sigue igual de tierno, buenísimo!
      Besos, Tere!

      Eliminar
  9. No sé si será mejor eso o tener un himno sin letra y estar diciendo la, la, la... cada vez que suena ;)
    La tarta es maravillosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jijiji, hombre, visto así, mejor con letra! ;-)
      Gracias, Isabel! Un besote!

      Eliminar
  10. Anónimo17/7/12 1:01

    Orelí os quiero en la playa ya!!!! un besazo madriles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja, ya nos gustaría... Cada vez queda menos... Besos!

      Eliminar
  11. Te ha quedado espectacular, felicidades por eso y por el día de la Bastilla que a mi también me toca un poco. Bisou

    ResponderEliminar
  12. Sencillamente me fascina, te ha quedado totalmente divina!

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Mayte! Me alegro de que te haya gustado! Besos

      Eliminar
  13. Esta red velvet es formidable, así sí que apetece! No sé si el color es como el de las fotos o algo diferente, pero éste me gusta mucho más que el rojo chillón. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es igual que en las fotos, muy bonito y la tarta muy blandita, ¡ñam!
      Gracias, Olivia!

      Eliminar

No te cortes, ¡comenta cuanto quieras! :-)

Es un placer tener tu opinión y compartir experiencias contigo.
Te contestaré en cuanto pueda.

¡Muchas gracias!