miércoles, 1 de febrero de 2017

Tarta banoffee de gofres de chocolate



Esta tarta es la tarta que he presentado al concurso de recetas "Chocolate Challenge" de Chocolates Valor.
El objetivo era descubrir las 12 mejores recetas con chocolate, y sin duda ésta es una de ellas...
No sé si ganaré y seleccionarán esta tarta pero para mí es una clara ganadora, ¡menudo triunfo tuvo en casa!

Lo reconozco, es una bombita de calorías pero ¡¡¡está taaaaan rica!!!
En serio, chocolate + plátano + nata + dulce de leche,
¿algo puede salir mal?

Además, es muy fácil de hacer.
La única "complicación" es montar la nata pero si la tenéis bien fría, no hay nada que temer...
Incluso os diría que se puede comprar de bote, en caso de emergencia. No sabe igual pero bueno, os daría el avío.


No importa si vuestra gofrera no es de este modelo de "flor", porque con una estándar de gofres rectangulares os valdría también, la tarta saldría cuadrada en vez de redonda.
Eso sí, en este caso, por si acaso, prevería un poco más de relleno, por si os quedáis un poco justos con estas cantidades.

Creo que las fotos hablan por sí solas, ¿verdad?
Deliciosa, en serio, de comer sin parar...

¿No os parece de lo más golosa y pecaminosa?



Pues os dejo con la receta, que veréis que se hace en un abrir y cerrar de ojos y triunfaréis seguro...
;-)

Ingredientes:
Para los gofres (salen 5-6, usaremos 4):
80 g de harina corriente
40 g de cacao puro sin azúcar
40 g de azúcar moreno
15 g de azúcar avainillado
5 g de levadura química
1 c.café rasa de sal
2 huevos camperos
40 g de mantequilla fundida
150 ml de leche
10 ml de licor de almendras (opcional, se pueden añadir 10 ml de leche)

Para el relleno:
150 g de dulce de leche
200 ml de nata para montar
2 c.sop. de azúcar glace
3-4 plátanos
1 chorrito de limón (o lima)
4-5 onzas de chocolate negro para postres

Receta:
Primero, empieza por hacer los gofres.
En un bol, pon la harina, el cacao, la sal, la levadura, los azúcares y forma un volcán.
En el centro, echa los huevos y bate con la batidora de varillas, desde el centro hacia los bordes, incorporando poco a poco los ingredientes secos.
Añade la mantequilla y bate hasta incorporarla.
Añade la leche junto con el licor de almendras poco a poco (en 4 veces, por ejemplo) y bate hasta incorporar.
Verás que la masa sale espesita.
Una vez todo perfectamente integrado, tapa y deja reposar en el frigo al menos una hora (si pueden ser 2 horas, mejor).

Engrasa la gofrera (yo pincelo las placas con aceite de girasol) y caliéntala bien.
Vierte masa hasta cubrir toda la placa inferior de la gofrera y ciérrala.
Deja que se haga el gofre (depende de tu gofrera), tardará como 2 minutos. Tienes que abrir para ver si el gofre está hecho.
Ve haciendo los gofres hasta terminar con la masa.
Apílalos sobre un papel de cocina en un plato y deja que se enfríen completamente.

Mientras tanto, monta la nata junto con el azúcar glace (es muy importante que la nata esté bien fría, si no, no montará). Pásala a una manga pastelera (con boquilla redonda o de estrella) y déjala en el frigo hasta que los gofres hayan enfriado.
A la hora de montar, corta los plátanos en rodajas de 3-5 mm en un cuenco y rocíalos con el zumo de limón o lima (evitará que se oxiden).

En el plato o cake stand en el que vayas a presentar la tarta, pon un gofre, cúbrelo completamente con una fina capa de dulce de leche hasta los bordes, reparte unas rodajas de plátano encima y rellena los huecos con nata montada. Echa un poquito más de nata encima de las rodajas de plátano.
Cubre con otro gofre, presiona ligeramente para aplanar la superficie y ve alternando las mismas capas, terminando por el cuarto gofre (pon la cara "más bonita" del gofre hacia arriba).
Funde el chocolate negro para postres al microondas.
Decora la tarta por encima con unas puntitas de la nata que ha quedado y unos hilos de chocolate negro fundido (dejándolo caer directamente de una cucharilla).

Se puede consumir inmediatamente pero recomiendo dejar la tarta en el frigo una horita antes para que la nata quede bien firme.
Se puede conservar 24-48 h en el frigo  sin problema (no recomiendo esperar más tiempo ya que el plátano podría oxidarse).


De cerca, viendo todas las capas, es más atractiva aún...
Una tarta Banoffee con el añadido del chocolate, ¡MOR-TAL!



¿Un trocito?

Os dejo salivando...
;-)

¡Un beso a tod@s!