jueves, 8 de mayo de 2014

Tarama


Si os digo que estoy perdida, os miento... ¡Llevo unas semanas desaparecida!!
De aquí, no, porque lo que es cocinar, pues, sigo cocinando porque seguimos comiendo para sobrevivir.
Ahora, de vuestros blogs y Webs, pues, sí, estoy desaparecida, que ya ni voy a saludar...

No me llaméis maleducada, por favor, que os voy a contar el por qué y ya me entenderéis...

Resulta que entre trabajo y vida personal, no doy abasto con todo lo que tengo que hacer y como hay que priorizar y que decidí hace tiempo ya no estresarme más por minucias, he decidio dejar de lado ciertas cosas.
Por otro lado, también os he contado que me he puesto a dieta y para mí es una auténtica tortura ver todas las maravillas que vais publicando en vuestros blogs y que no puedo preparar... Me pongo a babear, me deshidrato, es eso, no puede ser. Ya con el Facebook, veo pasar cositas que voy apuntando para "cuando ya no esté a dieta" pero mucho me temo que eso será dentro de bastante tiempo.

Total, que ando a base de mucho té y mucha fruta y verdura, mucha agua y ejercicio (cuando tengo tiempo y no tengo que trabajar) y a ver si para después del verano me puedo apuntar a más caprichitos.

No me malentendéis, no me cuesta nada estar a dieta, que eso no es nada. Lo que me cuesta es tener la tentación en las narices, y con las fotos del los blogs tan sugerentes... ¡Me muero de envidia!!

En fin, la receta de hoy es una que tenía en la recámara, que supuestamente es de origen griego, la "taramasalata" pero que he apañado un poco con las cosas que tenía en casa.
No tiene nada que ver con este paté rosa flúor que venden en los súper, que este color sospechoso dice mucho del producto ya antes incluso de leer la etiqueta...

Es un dip que en el primer bocado sorprende bastante pero se vuelve rápidamente adictivo (como muchos dips, de hecho, porque parece que no estás comiendo ná a base de bocados pero sí que estás zampando bien bien).
Ahora que vienen los días buenos, aperitivos, picnics, etc., es una buena opción para un picoteo original con regañas o pan árabe o pita.

Espero que os guste...

Ingredientes:
1 lata de huevas de caballa (150g)
1/2 cebolla pequeña
1 cs de pan rallado
1 diente de ajo pequeño
la ralladura y el zumo de 1/2 limón
aceite de oliva
agua
sal y pimienta
unas aceitunas negras
1 puñado de alcaparras
perejil fresco picado

Para acompañar:
pan de pita, ragañás, colines...

Receta:
En el robot de cocina, pon las huevas con la cebolla y tritura.
Añade el pan rallado, el ajo, la ralladura y el zumo de limón, un poco de agua y un chorrito de aceite y tritura de nuevo hasta que tenga la consistencia de un puré. Añade un poco más de agua si es necesario.
Salpimienta al gusto y mezcla.
Deja en el frigo hasta la hora de servir, se sirve bien frío.
Cuando lo vayas a consumir, dispón unas aceitunas negras (enteras o en rodajas), alcaparras y perejil picado encima y riega con un chorrito de aceite.
Sirve con pan o colines, para picotear en el aperitivo o para acompañar una ensalada.


¿Un bocadito?

12 comentarios :

  1. Aurélie, yo si me tomaba ahora ese bocadito que sostienes en la mano, una cerveza y me haces la mujer más feliz del mundo.
    De tu receta la verdad que me han sorprendido los ingredientes. Me imagino que es un dip de esos, que como tu dices, el primer bocado, no te sabe nada bien , pero que la final, moja que te moja, el bol vacio jajajajjaaj, y luego donde esta?, pues en el culo, que se pone fondón.
    Te doy mucho ánimo y sigue con tu dieta, a mi si me has comentado alguna receta, por lo que estas más que disculpada.
    Muchos besos y espero verte más guapa si cabe de lo que ya eres.
    Por cierto la última vez que te vi no me pareció que te sobraran kilos, estas estupenda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje, gracias, Rosalía, se agradece el cumplido. ;-)
      Hombre, gorda no estoy pero unos kilillos sí que no vendría mal perderlos así que en eso estamos!
      Yo no soy de cerveza pero para ti una y para mí un vinito, ¿te parece?
      Espero poder quedar con vosotras de aquí al otoño, a ver si nos ponemos de acuerdo.
      Un besito, Rosalía!!

      Eliminar
  2. Pero qué delicia, Aurelie! Esa última foto es impresionante! Dan ganas de comérsela! Me encanta!
    Nunca había visto la receta pero a juzgar por las increíbles pintas que tiene seguro que está riquísima!
    Mucho ánimo con esa dieta! Un beso guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Fani! Ya verás si la pruebas, es curiosa pero terminas comiendo sin parar, jeje!
      Un besito y feliz finde!!

      Eliminar
  3. Mmmm menuda pinta, tiene que estar riquísimo! Yo también estoy con la operación bikini y es una tortura ver cosas tan ricas en todos lso sitios, jaja. Ánimo con tu dieta, un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias!! Lo mismo digo! Un beso

      Eliminar
  4. Ni me cuentes a mi del tiempo y de cosas por hacer!! Y encima volver a las ensaladas y comida ligera...ya tengo que hacerlo este lunes, jajajaja...que sino llego rodando en otoño. Eso sí, el blog no puedo dejar de cocinar, la ventaja es que en casa hay muchos "conejillos de indias" y yo no sufro tanto, que sino, dejaba todo!! Un beso enorme preciosa , me encanta este bocadito que nos dejas, tiene un color y un sabor que seguro es delicioso!!

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué suerte tienes, hija, que yo me lo tengo que comer todo y claro, no puede ser... :-)
      Muchas gracias, preciosa, un beso muyyyy grande!

      Eliminar
  5. Hola Aurelie. Nos pasa a todos que no damos a basto. Hace tiempo que yo intento publicar al menos una vez al mes... y casi ni eso puedo. Pero lo importante es no dejarlo, seguir teniendo ilusión, y continuar compartiendo de vez en cuando. Tu tarama ha quedado espectacular, me alegro de que la hayas publicado :-) Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es, seguir compartiendo y tomárselo con calma. ;-)
      Muchas gracias, Olivia, un besito!!

      Eliminar
  6. Ánimo Aurélie! Haces bien en priorizar las cosas si tienes ahora poco tiempo. Yo ando un poco igual y creo que no hay que estresarse con esto de los blogs, que tampoco es plan de "obligarse" a publicar o leer la blogosfera; ya se tendrá más tiempo :).
    En lo de la dieta te comprendo, a mí no me cuesta comer sano peeeeero las tentaciones son muy grandes si se ven acompañadas de fotos, jajaja.
    Me guardo esta receta que tiene muy buena pinta!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Liliana! Ya ves, somos dos. A ver si pierdo estos kilos ya, que me encanta hacer dulces los domingos y lo echo de menos... :-)
      Ya me contarás qué te pareció la receta. Un besito!!

      Eliminar

No te cortes, ¡comenta cuanto quieras! :-)

Es un placer tener tu opinión y compartir experiencias contigo.
Te contestaré en cuanto pueda.

¡Muchas gracias!